World Literature

Download Paula (Spanish Edition) by Isabel Allende PDF

Posted On April 11, 2017 at 7:12 pm by / Comments Off on Download Paula (Spanish Edition) by Isabel Allende PDF

By Isabel Allende

Es una memoria encarnada que atrapa al lector como una novela de suspenso. Cuando los angeles hija de Isabel Allend, Paula, cay? en coma gravemente enferma, los angeles autora comenz? a escribir los angeles historia de su familia para su hija inconsciente. En el desarrollo de l. a. historia aparecen ante nostros ancestros extraordinarios, o?mos recuerdos maravillosos y amargos de l. a. infancia, an?cdotas increibles de los a?os j?venes, los secretos m?s ?ntimos se oyen en murmullos. En Paula, Allende escribe una poderosa autobiograf?a cuya aceptac?on de los mundos m?gico y espiritual recuerdan al lector su primer libro l. a. casa de los esp?ritus.

Show description

Read or Download Paula (Spanish Edition) PDF

Best world literature books

Eugene Onegin: A Novel in Verse [Translated, with a commentary, by Vladimir Nabokov]

"In an period of inept and ignorant imitations, whose piped-in heritage tune has hypnotized blameless readers into fearing literality's salutary jolt, a few reviewers have been dissatisfied by way of the standard constancy of my model. " Such was once Vladimir Nabokov's reaction to the typhoon of controversy aroused via the 1st version of his literal translation of Eugene Onegin.

Toward a More Perfect Union: Virtue and the Formation of American Republics

In October of 1774, Congress handed an ethical code which banned the theater, cock-fights, and horse races. In abiding by means of this code, americans outfitted for themselves a personality as a virtuous humans which set them except the "corrupt" British, ready them to claim independence, and gave them the arrogance to set up republican governments.

Extra info for Paula (Spanish Edition)

Sample text

Yo era demasiado joven para analizar la pintura, pero recuerdo mi sorpresa y curiosidad, ese cuadro era una invitación al juego. Me pregunté fascinada cómo era posible pintar así, sin respeto alguno por las normas de composición y perspectiva que la profesora de arte intentaba inculcarme en el colegio. Si este Chagall puede hacer lo que le da la gana, yo también puedo, concluí, abriendo el primer frasco de témpera. Durante años pinté con libertad y gozo un complejo mural donde quedaron registrados los deseos, los miedos, las rabias, las preguntas de la infancia y el dolor de crecer.

De vez en cuando el Tata aparecía con una bandeja de pasteles, siempre medidos, uno para cada uno, nada faltaba y nada sobraba el dinero era sagrado y a los niños nos enseñaban desde temprano cuánto costaba ganarlo. Mi abuelo tenía fortuna, pero no lo sospeché hasta mucho después. El tío Ramón era pobre como un ratón de sacristía y tampoco lo supe entonces, porque se las arregló para enseñarnos a gozar de lo poco que tenía. En los momentos más duros de mi existencia, cuando me ha parecido que se cierran todas las puertas, el sabor de esos damascos me viene a la boca para consolarme con la idea de que la abundancia está al alcance de la mano, si uno sabe encontrarla.

Si este Chagall puede hacer lo que le da la gana, yo también puedo, concluí, abriendo el primer frasco de témpera. Durante años pinté con libertad y gozo un complejo mural donde quedaron registrados los deseos, los miedos, las rabias, las preguntas de la infancia y el dolor de crecer. En un sitio de honor, en medio de una flora imposible y una fauna desquiciada, pinté la silueta de un muchacho de espaldas, como si estuviera mirando el mural. Era el retrato de Marc Chagall, de quien me había enamorado como sólo se enamoran los niños.

Download PDF sample

Rated 4.73 of 5 – based on 27 votes